Publicado el: 09 Jul 2020

La piscina de Pravia, cerrada en pleno verano y sin fecha

El Ayuntamiento intentó hasta en tres ocasiones abrir la instalación, que ya está preparada, aunque el recurso ante el juzgado de la empresa concesionaria Asturagua, mantiene clausurado el equipamiento

Las piscinas están ya listas para la apertura

F. R. G. / Pravia

Los niños, principales usuarios de la piscina municipal de Pravia, situada en Agones, son los principales perjudicados por su cierre. En pleno verano el Ayuntamiento se ve imposibilitado para reabrir la instalación, a pesar de que el personal municipal ya tiene a punto el equipamiento y solo falta saber la decisión judicial para dar la orden y abrir. Una resolución que se esperaba la semana pasada pero que se prolonga, a pesar de haber sido tramitada por la vía de urgencia. Hasta en tres ocasiones, según fuentes cercanas al Ayuntamiento, el Consistorio intentó abrir la piscina, si bien se echó atrás ante las dudas sobre sus consecuencias legales, después de que Asturagua, empresa concesionaria a la que aún le quedan cuatro años de explotación, planteara en sede judicial la interpretación del contrato, dado que aún no han comenzado las obras de las piscinas cubiertas y la sociedad entiende que dicho contrato debe revisarse al perjudicar la actual situación a su cuenta de resultados.

Estos días de calor se ven grupos de jóvenes con toallas y mochilas en busca de un lugar para refrescarse. Y aunque pasan cerca de la piscina, no se dirigen a ella, al estar cerrada. Acuden a las pozas en el río Nalón, como antiguamente hacían los pravianos, antes de que existieran piscinas. La fecha de apertura de la instalación es a día de hoy una incógnita y ni empresa ni Ayuntamiento dan mucha información. Desde el Ayuntamiento, la teniente de alcalde Valle Iturrate, en sustitución del regidor David Álvarez, que está de vacaciones, dice que “todavía no sabemos nada” . Desde Asturagua, por su parte, “aún no tenemos constancia de que haya nada nuevo”, señalan en relación al trámite judicial. Así las cosas, el verano avanza y los pravianos siguen sin piscina.

Fuentes cercanas al consistorio praviano creen que el problema viene porque la concesionaria no está satisfecha con el contrato, y más después de  las graves averías causadas por las últimas inundaciones. “No les resulta rentable y parecen tener poco interés en mantener la gestión”. Ponen como ejemplo el poco celo que se aplica en el mantenimiento de las instalaciones, situación que ha sido denunciada en numerosas ocasiones, entre otros por el grupo municipal de Ciudadanos. El Ayuntamiento cree que Asturagua está obligada a abrir,  si bien el alcalde y la empresa ya se habían expresado contrarios a las “rígidas” normas de Sanidad para la apertura de piscinas, al entender que eran “impracticables” ya que el protocolo que impone Sanidad es complejo en cuanto a la limitación de aforos. Y aunque se mantienen las formas, las relaciones entre la administración municipal y la empresa no parece que atraviesen su mejor momento.

Hasta tres veces ha intentando el Ayuntamiento abrir la piscina sin éxito. La primera, el 15 de junio, fecha oficial de apertura, pero Asturagua no estaba por la labor en las actuales circunstancias. La siguiente, para el 1 de julio, y tampoco prosperó. Finalmente el pasado fin de semana un medio de comunicación regional publicaba que el Ayuntamiento había decidido abrir el sábado 4 con medios propios, aunque finalmente tampoco se produjo esta apertura.

Deje su comentario

La Información del Bajo Nalón