Publicado el: 12 Jun 2017

Paciencia y muchas horas para engalanar el Corpus de Pravia

Tres equipos de voluntarios llevan meses trabajando para cubrir de alfombras de flores o sal la plaza de la Colegiata, la calle San Antonio y la plaza del Ayuntamiento

La fiesta rendirá un homenaje especial a Bertina la de Casa Perfecto, introductora de la costumbre, que este año está mal de salud

Un grupo de pravianas, trabajando en las alfombras florales/ Foto de Pravia al dedillo

L. S. N./Pravia

“Llevo pegando macarrones desde febrero”. Charo Cuervo resume con esta contundente frase el trabajo minucioso y paciente que requiere engalanar Pravia para el Corpus. Es una empresa de grandes proporciones, ya que hay que cubrir de alfombras (de flores, de sal de colores o de otros materiales) nada menos que la calle San Antonio, la plaza de la Colegiata y la del Ayuntamiento. Son tres los equipos que trabajan, y la concejala de Medio Rural está en el de la calle San Antonio, que utiliza para la decoración sal. Para llegar al día de hoy, con todas las alfombras que irán en esta calle acabadas y cuidadosamente recogidas en el auditorio José Barreda, han pasado muchas horas de trabajo paciente y tranquilo. “Primero hay que hacer los diseños, y las plantillas. Ir montándolas, pegar los macarrones y colorearlos, teñir el sal y hacer los diseños. Hay una sola alfombra que lleva 24 plantillas, y cada plantilla es de 1,80 metros. Imagina”.

Un trabajo que se complica aún más con las alfombras de flores, ya que los pétalos son muy delicados, y tienen que guardarse en cámara hasta el mismo momento de la colocación de las plantillas ya decoradas en la calle. Emilio Álvarez Vara, que dirige el equipo que decora la plaza de la Colegiata (y el propio templo, ya que hay una alfombra pequeña para el interior), destaca que es importante que durante la colocación no haya lluvia ni viento, porque los pétalos no se pueden pegar, sólo se fijan, una vez colocados, ligeramente con una laca diluida en agua. “Mañana, sobre las cuatro, empezaremos a colocar las alfombras para el Corpus. Hay que ir casando los diseños, cada alfombra tiene 21 o 22 metros cuadrados, y está hecha de piezas, nueve o doce, según. En total, en la colegiata van nueve”. Las alfombras están hechas de virutas teñidas de colores. El día de la colocación (mañana mismo) el equipo de voluntarios cubrirá los diseños con pétalos de colores, que han sido cedidos por floristerías como la de Kiko o por pravianos que tienen flores de jardín, como hortensias. “Si queda escaso algún color, rellenamos con viruta para cubrir los huecos”, señala Emilio Álvarez.

Uno de los diseños que se colocarán en la plaza del Ayuntamiento

El tercer equipo (más bien, de una sola persona) es el de la catequista Celia García González, que lleva trece años haciendo la decoración de la plaza del Ayuntamiento. Ella utiliza todo lo que le dicta su creatividad para hacer la decoración, que realiza y guarda en una habitación de su casa, “porque por mucho que pedí no me ceden un local”. Granos de café, piñas, conchas, manzanas de fieltro, macarrones, sal, corchos: todo vale para sus minuciosos diseños, aunque confiesa que empieza a estar cansada de asumir en solitario el trabajo. Celia García, catequista de Santa María la Mayor, se sumó a esta iniciativa casi desde el principio, cuando la introdujo en Pravia Bertina la de Casa Perfecto, al que sus compañeros quieren dedicar este año un homenaje muy especial, ya que no goza de buena salud. Ojalá que el tiempo acompañe, y el trabajo de todos estos meses luzca como se merece.

Deje su comentario

La Información del Bajo Nalón