Publicado el: 21 Oct 2017

El Principado quiere potenciar la repoblación del salmón

El viceconsejero de Medio Ambiente visita el centro de Alevinaje de Las Mestas en el valle de Arango y anuncia que cumplirán la resolución de facilitar 50 hembras  y 35 machos, un acuerdo que no se estaba cumpliendo

De izda a dcha. el viceconsejero, el alcalde de Soto del Barco, el alcalde de Pravia y el concejal de Medio Ambiente en el centro de alevinaje

 

F. R. G. / Pravia

El viceconsejero de Medio Ambiente, Benigno Fernández Fano, visitó esta mañana el centro de alevinaje de Las Mestas del Narcea ubicado en El Valle de Arango. Acudió junto con el presidente de la Asociación de pescadores Enrique Berrocal, el alcalde de Pravia, David Álvarez y el concejal de Medio Ambiente praviano, Alejandro del Busto, así como el alcalde de Soto del Barco y presidente de la Mancomunidad de las Cinco Villas Jaime Menéndez.

Berrocal salió muy contento de la visita dado que el viceconsejero se comprometió a asumir la resolución anual de aportar para este centro 50 hembras y 35 machos, “acuerdo que hasta ahora no se cumplía, lo que limitaba la reproducción y la existencia de alevines en cantidad suficiente para una buena repoblación de la cuenca Nalón-Narcea”, explica el presidente de la Asociación. La falta de reproductores de salmón para repoblar es uno de los principales problemas que tiene ahora esta entidad, ya que el proyecto ARCA no es suficiente. La necesidad de incrementar el número de ejemplares de salmón en ambas cuencas es una demanda del colectivo de pescadores que ha visto como, en los últimos años y por diversas razones, se ha reducido drásticamente el número de salmones en los ríos, uno de los principales recursos de la comarca.

El proyecto ARCA es una iniciativa, mediante la cual los pescadores voluntariamente ceden salmones para reproducción y ha sido, no obstante, un éxito, según explica Berrocal, ya que se han conseguido catorce salmones hasta la fecha.

El objetivo es conseguir el desove de ejemplares capturados a caña y cedidos por aquellos pescadores que decidan colaborar con el proyecto. Los salmones capturados son trasladados de inmediato en una cuba especialmente habilitada para este propósito al centro ictiogénico que la asociación gestiona en la localidad de Quintana. Allí los salmones se mantienen en tanques acondicionados hasta la época de la reproducción, aproximadamente en diciembre. Entonces se desovan artificialmente, bajo las condiciones que establece la administración, y son devueltos al río.

Lo ideal para este propósito sería conseguir ejemplares entre los 7 y 8 kilos, a poder ser hembras. El proyecto implica directamente a los pescadores con la conservación de la especie en el río Narcea-Nalón, pues estos ejemplares se contabilizan en el cupo particular de los aficionados que los ceden -la normativa establece un límite de 4 salmones por pescador para la temporada 2017. El pescador que desee aportar su captura al Proyecto Arca debe mantener el ejemplar en la sacadera dentro del agua y ponerse en contacto con el teléfono de la asociación Las Mestas del Narcea, cuyos integrantes se desplazarán con la cuba para hacerse cargo del salmón y notificarán su cesión a la guardería, para que consten como precintados y se incluyan en el balance de capturas del río Narcea-Nalón.

Deje su comentario

La Información del Bajo Nalón