Publicado el: 01 Sep 2018

Muros quiere erradicar el poblado chabolista de San Esteban

La inminente construcción de las viviendas sociales es la solución que baraja el Ayuntamiento para las familias de La Junquera

Poblado de infravivienda en La Junquera (San Esteban) (Foto: F .R. G)

 

Redacción / Muros de Nalón

Muros quiere erradicar el último poblado chabolista de San Esteban. Las viviendas sociales de Muros estarán disponibles para su apertura y uso en 2019. Los Servicios Sociales del Ayuntamiento están haciendo una estimación orientativa de los potenciales beneficiarios de estos pisos en el concejo, toda vez que “la adjudicación corresponde a VIPASA, que tiene unos criterios fijados en la legislación, que son los que se aplican en la concesión de estas viviendas”, aclara la alcaldesa, Carmen Arango. En todo caso, el Ayuntamiento quiere disponer de estos datos para concretar las cifras de personas en riesgo de exclusión social, a instancias de la Consejería de Asuntos Sociales, en vistas a erradicar el último núcleo chabolista del municipio, ubicado en La Junquera, en los aledaños de San Esteban.

El problema del futuro de este poblado chabolista se suscitó ayer durante la visita que los alcaldes de Soto del Barco y Muros de Nalón hicieron a San Esteban junto al gerente de  Cogersa Santiago Fernández a las obras de construcción del punto limpio de ambos concejos, limítrofe con este poblado. Salió el tema entonces de la futura ampliación, limitada por dicho poblado. Fue cuando Carmen Arango reconoció que la construcción de las viviendas sociales podía ser una solución para su erradicación.

El Ayuntamiento ya adjudicó las obras del primer edificio público de Asturias certificado con el estándar Passivhaus, que garantiza el menor consumo y la mayor eficiencia energéticaComo ya adelantó este diario, la de Muros será también la primera iniciativa colectiva de la comunidad autónoma, puesto que hasta ahora solo se han acreditado con esta certificación viviendas individuales unifamiliares.

Las obras de las viviendas comenzarán en breve y se construirán sobre una parcela de 1.400 metros cuadrados, cedida por el Ayuntamiento,  situada en las inmediaciones del apeadero de la antigua Feve a la entrada de Muros, donde se levantará un edificio con veinte viviendas de dos habitaciones. Carmen Arango señala asimismo que el proyecto incluye que al menos una de esas viviendas dispondrá de accesibilidad total y adaptación para personas en grado elevado de discapacidad motora, para facilitar las condiciones de habitabilidad a eventuales usuarios con ese perfil.

Deje su comentario

La Información del Bajo Nalón