Publicado el: 25 Jul 2019

Preparan una concentración de apoyo a los padres de Izán

Hoy se cumplen dos años del fallecimiento del niño sin que haya avanzado el proceso judicial, por lo que los vecinos están organizando una convocatoria cívica frente al Juzgado

Juzgado de Pravia

 

Redacción / Pravia

Los vecinos de Pravia están preparando una concentración cívica frente al Juzgado de Pravia en apoyo y solidaridad con los padres del niño Izán, que reclaman una mayor agilidad del proceso judicial. Hoy se cumplen dos años desde su ahogamiento en la piscina de la granja escuela Palacio de la Bouza y el caso sigue una intrincada tramitación en el Juzgado de Pravia, que ya ha pedido la ampliación de la instrucción otros 18 meses. Un tiempo que para los familiares del pequeño se hace eterno.

Un grupo de vecinos de Pravia decidieron ayer poner en marcha una movilización de solidaridad con los padres. De momento no han pedido permiso y simplemente están recabando apoyos. No hay fecha, aunque la idea es hacer la concentración frente la casa consistorial, que alberga la sede del Juzgado que lleva el caso del pequeño.

El 25 de julio de 2017 el pequeño Izán Álvarez, de cinco años y vecino de Pravia, fue encontrado flotando en la piscina de la granja escuela Palacio de la Bouza, en Riberas (Soto del Barco), donde acudía al que iba a ser su primer campamento de verano. El niño no tenía que estar en esa zona, ya que sus padres habían avisado expresamente al centro de que no sabía nadar y de que además le tenía pánico al agua. Cuando se cumplen dos años del terrible accidente Miguel Álvarez y Elena Pérez hacen una llamada desesperada para que se haga justicia

El caso está teniendo una instrucción muy lenta, ya que cada prueba que pide la familia y es recurrida, tarda en ser resuelta y prolonga el procedimiento judicial. Ahora, la jueza encargada inicia una baja por maternidad, por lo que la causa quedará en manos de un juez sustituto, lo que desalienta a los padres, que prevén más retrasos, en lo que sus allegados califican de “un sinvivir”, asegurando que “están deshechos, y la lentitud de la instrucción es tremenda. Entendemos que es una tramitación compleja en un juzgado pequeño, como el de Pravia, pero la familia necesita resultados”. La investigación de la Guardia Civil reveló varias presuntas irregularidades, que están siendo investigadas judicialmente.

Deje su comentario

La Información del Bajo Nalón