Publicado el: 30 Dic 2019

Los ‘caballitos’ de la discordia en Pravia

La asociación ‘Coches Clásicos” denuncia que la colocación de atracciones de feria en la plaza de la Colegiata dificulta un Fin de Año Infantil, mientras que el alcalde defiende que son actividades complementarias

Montaje de las atracciones de feria, ayer

Redacción/Pravia

La colocación de unas atracciones de feria en el parque Sabino Moutas, de Pravia (plaza de la Colegiata) ha generado algunas quejas. Mientras algunos vecinos lamentan que la ubicación de los caballitos en plenas Navidades desluce a la Colegiata, la asociación Coches Clásicos de Pravia lo interpreta como un “boicot municipal” a una de sus actividades navideñas, el Fin de Año Infantil, previsto para mañana en esta misma plaza, cuyo uso había solicitado la asociación el pasado día 10 de diciembre. El alcalde praviano, David Álvarez, asegura que “respeta” las quejas de algunos vecinos del entorno, pero considera que aún es pronto para valorar si la ubicación ha sido o no un acierto. Respecto al fin de año infantil, cree que son actividades “complementarias”.

No lo interpretó así el presidente de la asociación Coches Clásicos, Jesús Gálvez, que ayer difundió un comunicado en el que señala que “hoy nos levantamos viendo como en el parque Sabino Moutas (plaza de la Colegiata) se han instalado atracciones de feria sin contar para nada con la asociación y poniendo en peligro la celebración del fin de Año infantil”. Gálvez, que es también concejal de Ciudadanos, manifestó que “lamenta profundamente que después de solicitarlo en el Ayuntamiento el pasado 10 de diciembre se ensucie un evento para el que ya tenemos comprados los adornos para decorar la plaza. Una pena que nuestro gobierno municipal encabezado por el Sr. Álvarez no sepa diferenciar un evento organizado desde una asociación, a que el presidente de coches clásicos de Pravia sea concejal de la oposición, jugando con la ilusión de muchos niños y niñas. Por mucho juego sucio que se haga, el fin de año se va a celebrar”, zanjó el presidente de la asociación.

El alcalde, sin embargo, cree que la queja es producto de “una pataleta”. “Es al contrario, nos hicieron una petición y hemos cumplido con todo lo que pedían: tienen una zona vallada, en un espacio además soleado, con el cableado y la conexión eléctrica que pedían. Las atracciones son para los niños y las familias, así que creemos que son perfectamente complementarias, y que incluso pueden animar la fiesta. Deseamos de verdad que el fin de año infantil sea todo un éxito. En cuanto a las quejas por la ubicación, habrá que ver cuál es la acogida de las familias y los niños y niñas para constatar si es acertada o no”.

 

Deje su comentario

La Información del Bajo Nalón